“Los derechos humanos, según Estados Unidos”

J.J. Álvarez

Estados Unidos, el hegemónico país capitalista, ha convertido el tema de los derechos humanos en un estandarte de propaganda política simulada. Donald Trump, el actual emperador de la Casa Blanca, se ha proclamado salvador del imperialismo yanqui exclamando la eliminación del Tratado de Armas Nucleares de mediano y corto alcance (INF) firmado en 1987 entre EEUU y la URSS (hoy Rusia).

María Zajarova, portavoz de la Cancillería rusa, sostuvo, en reciente denuncia, que EEUU se propone destruir la seguridad mundial al abandonar el tratado INF de Reagan y Gorbachov y el acuerdo nuclear de Viena firmado con Irán, Francia, Reino Unido, China, Rusia y Alemania.

La política de Trump apuesta abiertamente a la hegemonía militar mundial para alcanzar sus objetivos supremacistas y fascistas y causar un brusco aumento de la tensión y de la amenaza militar nuclear. Mark Esper, secretario de Defensa de EEUU, declaró, el 9/08/19, que el Pentágono estaba interesado en desplegar misiles en la zona Asia-Pacífico.

La humanidad recuerda que, hace 74 años, EEUU empleó la bomba atómica en Japón (tres meses después de la rendición de Alemania a la URSS y a los aliados, el día 8/05/1945). El arma atómica causó un infierno nuclear en Hiroshima y Nagasaki, entre el 6 y 9 de agosto de 1945. Fue un hecho que causó cerca de 300.000 muertes, que hasta el presente se elevan a más de 500.000 por la irradiación mortal.

Cuantiosos fueron los daños humanos y materiales producidos a Japón, los daños a su economía, a su cultura, al medio ambiente de ese país.

Hoy, su primer ministro, Zhinzö Abe, no muestra gran preocupación por la posición guerrerista de la Casa Blanca.

Ante los pasos peligrosos de EEUU, que niegan los derechos humanos, cabe preguntar: ¿cómo es posible hablar de paz en un mundo donde reinan aun más los obstáculos para elaborar acuerdos que limiten y reduzcan el arma nuclear?

La humanidad debe imponer la paz contra el horror de la guerra.


Únase a la conversación